21 de marzo de 2013

Día internacional del síndrome de Down


"Tú me elevas para que pueda subir montañas
Tú me elevas para que camine sobre mares tormentosos
Yo soy fuerte cuando estoy sobre tus hombros
Tú me elevas a más de lo que puedo ser"

- Josh Groban ("You raise me up")

Les resultará más difícil aprender varias cosas, y ellos bien lo perciben, pero por eso mismo se esfuerzan el doble. Les llevará más tiempo y esfuerzo llegar a valerse por sí mismos, pero qué fácil les resulta reír, jugar y olvidar sus enojos, qué fácil que regalan abrazos y besos.

No existen niños menos valiosos que otros. Sólo existen niños preciosos, nacidos para ser queridos y para regalar al mundo todo el potencial único e irrepetible que cada uno de ellos tiene.

El niño con síndrome de Down está enfermo, pero no es su enfermedad. Es mucho más que eso. El niño con síndrome de Down a menudo debe convivir con otros problemas de salud, algunos de ellos graves; y ese niño ríe y aplaude y juega a pesar de ellos. El niño con síndrome de Down es frágil, pero sus manos se cierran con una mezcla avasallante de fuerza y ternura. El niño con síndrome de Down tiene dificultades para aprender dentro y fuera de la escuela, pero no es por ello menos perceptivo ni menos esforzado que los demás. El niño con síndrome de Down derrocha abrazos y caricias sin siquiera pedírselo. El niño con síndrome de Down es inocente, no sabe de odio ni de envidia. El niño con síndrome de Down me ha enseñado que es capaz de vivir una vida feliz y plena rodeado de una familia cariñosa, mientras que muchos niños y adultos sin ninguno de sus problemas a menudo llevan una vida triste y sin amor.

El niño con síndrome de Down me ha enseñado que cada niño es único e irrepetible, maravilloso, nacido para dar y recibir amor, para ser cuidado en sus debilidades y para curarnos a nosotros de la autocompasión en la que a menudo nos hundimos, para devolvernos la esperanza de un mundo más amable y solidario con quienes nos necesitan. Ellos llevan vidas felices y plenas no por la presencia o ausencia de enfermedad, sino porque nos tienen a nosotros. Y nosotros los tenemos a ellos.

"Todo ser humano es para nosotros una persona."
Profesor Jérôme Lejeune

No hay comentarios:

Publicar un comentario

· Los comentarios en este blog no están sujetos a moderación previa, entendiendo que los lectores son maduros y responsables como para moderarse a sí mismos. Mientras mantengan el diálogo en términos de respeto pueden comentar, compartir, criticar, rebatir, sugerir u opinar lo que quieran.

· No están permitidos bajo ningún concepto: mensajes discriminatorios o de odio, amenazas, insultos, propaganda no relacionada de cualquier tipo, o cualquier otra clase de spam.

· Los comentarios considerados como spam serán borrados.